Resistencia al cambio

Los cambios pueden ser oportunidades de mejora y/o aprendizaje, sin embargo, el ser humano tiende a tener cierta resistencia al cambio debido a su naturaleza y a la sensación de pérdida de poder y control cuando los cambios aparecen.


Se dice que las personas se resisten al cambio por diversas razones, entre las cuales están:


1. El hábito

2. La personalidad

3. Temor al fracaso


Nieder & Zimmerman de la Universidad de Bremen desarrollaron una pirámide de resistencia al cambio basada en la pirámide de necesidades de Maslow. Donde para lograr vencer la resistencia al cambio se tiene que atacar 3 frentes en orden ascendente:


1. Conocimiento: La primera resistencia se da porque la persona no sabe de lo que se trata. Entonces, debemos comenzar respondiendo preguntas sencillas como: ¿Por qué? ¿Cómo? ¿Cuándo? ¿Dónde? ¿A quién?


2. Capacidad: La segunda resistencia se da porque la persona cree que no puede y la mejor manera de atacar ello es a través de la formación y entrenamiento.


3. Deseo: Una vez resueltas las 2 primeras resistencias, lo siguiente es el deseo para lo cual debemos presentar las ventajas y/o beneficios que se recibirá al acceder al cambio.


De esa manera, cualquier cambio que desees implementar en una organización, negocio o la vida personal puedes hacerlo aplicando estas herramientas.